¿Cómo gestionar los sentimientos que produce el ingreso de un familiar en una residencia?

983 36 05 77
¿Cómo gestionar los sentimientos que produce el ingreso de un familiar en una residencia?

Llega un momento en nuestras vidas que nuestros familiares se hacen mayores y comienzan a necesitar un tipo de ayuda adicional que nosotros mismos no sabemos proporcionarles. Es en ese instante cuando nos planteamos qué es lo mejor para ellos y comenzamos a buscar una residencia de ancianos en Valladolid donde puedan estar en las mejores manos.

Tomar la decisión de ingresar a una madre, un abuelo o un familiar cercano puede ser muy doloroso, y nos puede generar sentimientos de culpa o tensión. Por ello es necesario que te informes de todas las opciones y ayudas que puedes recibir, así como los servicios que te ofrece tu residencia donde esa persona vivirá su siguiente etapa, plenamente.

Desde Asfa 21 Servicios Sociales somos conscientes de lo que supone dar este paso y por ello queremos ayudarte a cambiar la visión que se tiene en un principio. Y recuerda que no estás solo en este proceso, ya que contarás con nuestra ayuda tanto para tu adaptación como la de tu familiar.

No tienes que considerar las residencias de ancianos como un lugar donde “abandonar”, “dejar” o “aparcar” a tus seres queridos, no es así. Son espacios donde profesionales altamente cualificados, como enfermeros y enfermeras, auxiliares y fisioterapias estarán pendientes de cada uno de ellos para ofrecerles tantos cuidados como necesiten, atenciones que quizá en tu hogar en un momento determinado no puedan tener.

No sólo eso, tienes que saber que dentro de su rutina contarán con el servicio de terapia ocupacional donde desarrollarán actividades de su vida diaria, salas comunes donde interactuar con otras personas así como servicio médico y de enfermería a su disposición.

En nuestros centros, como la residencia de ancianos en Valladolid, comprendemos la situación familiar, y por ello podrás pasar tiempo con ellos y sacarles la mejor de las sonrisas, sabiendo que contará con los mejores cuidados, y con todo el cariño.